El GAL Maestrat y Plana Alta colabora con los Cedes para formar a cerca de un centenar de emprendedores

10 diciembre 2020 | Actualidad

El Grupo de Acción Local Maestrat Plana Alta ha impulsado ya media docena de acciones de formación que han servido para que casi un centenar de emprendedores del mundo rural reciba cursos para diseñar sus planes de emprensa con mayor garantía de éxito. Estas actividades han sido realizadas en colaboración con los Centros de Dinamización Económica y Social (Cedes) de la Diputación de Castellón.

Concretamente, en el Centro de Dinamización Económica y Social de Vall d’Alba se han desarrollado estos cursos, aunque los dos últimos han sido por vía telemática debido a las restricciones provocadas por la pandemia del coronavirus. El GAL Maestrat Plana Alta colabora con los Cedes para que refuercen el envío de convocatorias a los emprendedores del mundo rural y ayudan con el curso específico para preparar el plan de empresa. 

El presidente del GAL Maestrat Plana Alta, Domingo Giner, ha asegurado que “precisamente esta pandemia ha demostrado que el interior de la provincia ofrece muchas ventajas para que los emprendedores puedan desarrollar sus proyectos sin moverse de sus municipios. Lo que nosotros hacemos es dar a los jóvenes empresarios herramientas y conocimientos para que puedan desarrollar sus proyectos con mayores garantías de éxito”.

Los Cedes dependen del área de Promoción Económica de la Diputación de Castellón, que dirige Ana Belén Arzo, y se coordinan con la gerencia del GAL Maestrat Plana Alta, que dirige Marta Urban. Entre ellos se coordinan y refuerzan la distribución de las convocatorias a los emprendedores. Domingo Giner destaca que “tienen una base de datos muy importante y además son receptores de emprendedores de toda la provincia”.

Gracias a esta colaboración se hacen cursos específicos para preparar el plan de empresa que se pide para la ayuda LEADER, que son los que gestiona el GAL Maestrat Plana Alta. En estas actividades formativas se ayuda a los emprendedores a elaborar un plan de empresa con un contenido mínimo marcado por Conselleria, a la que se apuntan unos 15 alumnos por cada convocatoria.

Hasta el momento se han realizado seis desde que el primero se celebrase en 2018 en el Cedes de Vall d’Alba. Este año se han realizado nada menos que tres cursos debido al aumento de la demanda entre los emprendedores del mundo rural. Aunque el primero fue presencial, los dos últimos han tenido que realizarse de forma online por la pandemia.